SUDÁN: DIEZ MUJERES CRISTIANAS PODRÍAN SER FLAGELADAS POR “INDUMENTARIA INDECENTE”

Las autoridades de Sudán deben poner en libertad de inmediato a 10 mujeres que fueron detenidas en la capital, Jartum, acusadas de “indumentaria indecente”, y retirar los cargos contra ellas, ha dicho hoy Amnistía Internacional.
En el momento de la detención, las mujeres –cristianas y estudiantes de edades comprendidas entre los 17 y los 23 años procedentes de las montañas Nuba, una zona de Kordofán del Sur desgarrada por la guerra– vestían pantalones o faldas. La Policía de Orden Público dio el alto a 12 de ellas ante la iglesia baptista evangélica, donde habían asistido a una ceremonia el 25 de junio. La policía puso en libertad a dos de ellas posteriormente. Las diez restantes, contra las cuales se presentaron cargos, comparecerán ante el juez la semana que viene y, si son declaradas culpables, podrían ser condenadas a 40 latigazos cada una.
La directora adjunta de Amnistía Internacional para África Oriental ha declarado:
“Es indignante que estas mujeres se enfrenten a ser flageladas por el mero hecho de decidir llevar una falda o unos pantalones.
“El orden público se impone de una forma tremendamente discriminatoria y completamente inadecuada que viola los derechos de las mujeres.
“Sudán debe retirar los cargos y poner a esas mujeres en libertad de inmediato.
“El largo del dobladillo no es un delito.”
Amnistía también pide a las autoridades de Sudán que deroguen este “delito” de “indumentaria indecente”, dispuesto en el artículo 152 del Código Penal de 1991.

Temas