China: Cruel indiferencia de las autoridades hacia una periodista encarcelada a la que niegan atención médica adecuada

Las autoridades chinas deben garantizar de inmediato que la periodista encarcelada Gao Yu recibe todo el tratamiento médico que necesite. Así lo ha manifestado Amnistía Internacional después de que el abogado de la periodista haya desvelado que ésta se encuentra gravemente enferma y que se le está negando el tratamiento adecuado.
En abril, Gao Yu, de 71 años, fue condenada a siete años de prisión por el cargo falso de "desvelar secretos de Estado". Amnistía Internacional la considera presa de conciencia, encarcelada exclusivamente por hacer frente a las opiniones del gobierno.
"Las autoridades están mostrando una cruel indiferencia hacia la salud de Gao Yu. La negación de la atención médica es una manera despiadada de lograr su silencio", ha manifestado Roseann Rife, directora de Investigación de Amnistía Internacional sobre Asia Oriental.
“El negar el tratamiento médico a los activistas detenidos o presos para debilitarlos o castigarlos es una táctica probada. Las autoridades chinas deben poner fin de inmediato a esta práctica ilegal e inhumana."
Las autoridades tienen un historial de negar la atención médica adecuada a los activistas y detractores del gobierno que están detenidos y encarcelados.
En marzo de 2014, Cao Shunli, destacada activista de 52 años, murió de un fallo orgánico tras pasar cinco meses en detención preventiva. Las reiteradas peticiones realizadas por la familia de Cao Shunli para que se le proporcionara tratamiento médico por sus graves problemas de salud fueron denegadas.

Temas